¿Existe un límite de edad para servir a Dios? 15, 20, 40, 70 años?

En el PEPE de Venezuela encontramos a Marlin, nuestra querida coordinadora de área cuya historia de vida nos reafirma que nunca es tarde para servir a Dios. Hace muchos años, cuando comenzó su carrera en el área pedagógica, Marlin fue responsable por el proyecto nacional de alfabetización, llamado “ACUDE”. Por eso, al conocer el PEPE, se identificó de inmediato y se involucró entregando su tiempo y corazón para ayudar a los niños/as.

Mas lo que nos llama la atención es su edad: ¡71 años! La comunidad, los niños/as y las familias están impactadas por su amor. Eso nos quebranta porque nos dice que no hay límites de edad para servir a Dios en el PEPE. Amada por los niños/as, respetada por las misioneras-educadoras, admirada por el equipo del PEPE, y valorizada por la comunidad. ¡Amor demostrado en acción, esa es Marlin!

El estado de Anzoátegui es uno de los más afectados por la situación política y económica que ha devastado a todo el país. La situación en este lugar es muy triste, pero vemos como Dios trae esperanza a muchos niños/as y sus familias, a través de la hermana Marli y su equipo con el PEPE Venezuela.

Sigamos el ejemplo de Marlin y la profetisa Ana que, a los 84 años, nunca salió del templo, adorando a Dios día y noche, ayunando y orando, contándoles a todos acerca de Jesús, como podemos leer en Lucas 2.
¡Que Dios nos envíe más hijas e hijos que, sin importar la edad, se unan al PEPE para dar a cada niño/a venezolano la esperanza de un nuevo mañana!

Ruth Saraid Cordero
Coordinadora Nacional PEPE Venezuela

Carmen Lígia – edición de texto

Traducido por: Loady Raquel González Salinas