“Grandes cosas ha hecho el Señor por nosotros, por las cuales nos alegramos” (Salmo 126.3).

“Algo que realmente me impactó en el Congreso fue un grupo de hermanos de África alabando en otro idioma. Aunque no entendía lo que cantaban, podía sentir la gloria de Dios en mi hogar. Estoy convencida de que el trabajo que está haciendo el PEPE International es algo de Dios. Poniendo atención en todo este trabajo, me siento mucho más comprometida a continuar con nuestros PEPEs. ¡Dios los bendiga!"

Este fue el emotivo testimonio de una de las educadoras misioneras, de una de las unidades del PEPE, despues de la realización del I Congreso Global del PEPE en los días 20 y 21 de noviembre. Este Congreso fue 100% digital, lo que representó un gran desafío para toda la red PEPE y la Junta de Misiones Mundiales. Nos sentimos incapaces de realizar esta tarea especialmente por las circunstancias en las cuales viven y sirven grande parte de los misioneros y misioneras-educadores. Muchos se encuentran en ciudades, pueblos, comunidades empobrecidas con dificultades para acceder a Internet y otros ni siquiera tenían un teléfono celular.

Algo especial sucedió: los que no tenían equipo, intentaron unirse a los que lo tenían para participar del evento. Algunas iglesias de las comunidades abrieron sus puertas, brindando acceso a Internet, para que los missioneiros-educadores pudieran reunirse en grupos y participar en toda la programación del congreso. Uno de nuestros misioneros viajó 80 km con su motocicleta, a otra ciudad, para tener acceso a Internet y asistir al evento. Todos pudieron ver y sentir la acción de Dios bendiciendo este movimiento del PEPE Global. Todos tenían sed de aprender a servir mejor al Señor.

En el Congreso tuvimos un servicio de celebración, donde compartimos sobre nuestra historia, el cuidado de quienes cuidan a los niños, la educación profesional en tiempos de pandemia y post pandemia y también tuvimos un mensaje para fortalecer nuestra misión y vocación. Además de este tiempo, tuvimos talleres con temas relevantes para el ministerio y la formación de los participantes, a saber: Captación de Fondos y Sostenibilidad, Educación Inclusiva, Nuevas Perspectivas Curriculares, Protección Infantil.

Contamos con la participación de más de 1400 personas inscritas, de los 33 países donde actua el PEPE, más de 100 voluntarios involucrados que servieron en las áreas de producción y revisión de textos, traducción, edición de videos, desarrollo de sitio web, soporte técnico en las salas zoom, etc. Esperamos cosechar muchos frutos de esta realización. Que muchos niños estén mejor atendidos y alcanzados en sus necesidades emocionales, sociales y espirituales, así como en sus familias y comunidades.

Realmente el Señor hizo grandes cosas por nosotros, ¡así que estamos felices!

¡Sigue orando por nosotros! Esta victoria también es tuya. Pertenece a todos los que oran y cooperan por nosotros.

Misionera Terezinha Candieiro
Coordinadora General del PEPE Internacional