Perú es un país de América del Sur que actualmente tiene una población de 33.380.496 habitantes. En el informe de la ONG Save the Children, Perú ocupó el puesto 92 en la lista de países más peligrosos para los niños/as en todo el mundo. Por lo tanto, los niños/as son uno de los sectores más vulnerables de la población peruana.

Actualmente tenemos 654 niños/as que estudian en 52 unidades del PEPE ubicadas en diferentes ciudades peruanas. Hoy, los niños/as de los PEPEs peruanos están completando tres meses sin clases, dos por feriados nacionales y un mes por el grave problema que enfrentamos con la proliferación del COVID-19. Durante los meses de recreo escolar realizamos Escuelas Bíblicas de Vacaciones a través de las cuales pudimos llegar a la gran mayoría de nuestros alumnos.

Dios ha derramado innumerables bendiciones sobre nuestros niños/as. Entre muchas historias de bendiciones y superaciones, quiero destacar el caso de Jhaziel, uno de nuestros alumnos que ha marcado mi vida. Es un niño hermoso que nació con labio leporino y paladar hendido. Debido a esto, ya se ha sometido a tres cirugías diferentes, pero desafortunadamente, sin mucho éxito. Abandonado por su madre al nacer, ahora vive bajo el cuidado de sus abuelos. Su abuela buscó ayuda en el PEPE y fue inscrito de inmediato. Luchó por comunicarse bien, pero a menudo durante las clases su maestro no podía entender lo que estaba diciendo. Comenzó a jugar con los otros niños/as, interactuando en el momento de la tarea, y en poco tiempo, los otros niños/as comenzaron a entenderlo muy bien. Por esta razón, eran sus intérpretes para la maestra cuando ella tenía dificultades para entenderlo. El niño es muy aficionado a la actuación y en diciembre llevó a toda su familia, sus abuelos y hermanos a la iglesia para ver su actuación como uno de los tres pastores en la obra de Navidad del PEPE. También es un alumno muy constante en la Escuela Bíblica Dominical de la iglesia donde continúa estudiando como alumno del PEPE. Para el equipo del PEPE, Jhaziel es un gran milagro de Dios porque presenta una escritura perfecta, es decir, aprendió a escribir como escucha y no como habla. Jhaziel es solo uno de los muchos casos de inclusión que el PEPE ha acogido con amor y expectativa.

Orem pelos PEPEs peruanos para que sejam fortalecidos no Senhor e possam superar esse tempo de crise sem que haja grandes consequências que possam afetar tanto as nossas crianças como nossos Missionários Educadores. Ore também por todas as crianças que fazem parte dos nossos programas de inclusão em cada unidade.

Ore para que los PEPEs peruanos se fortalezcan en el Señor y puedan superar este momento de crisis sin mayores consecuencias que puedan afectar tanto a nuestros niños/as como a nuestros Misioneros Educadores. Ore también por todos los niños/as que forman parte de nuestros programas de inclusión en cada unidad.

Clorinda Alberca
Coordinadora Nacional del PEPE em PERU

Edición de texto: Carmen Ligia-Coordinadora
Continental del PEPE en las Américas